11 febrero 2016

Trier (Alemania): Altstadt, el centro histórico

Trier (Alemania)
Situada en un estrecho valle del río Mosela, que comparte con Luxemburgo, Trier (Tréveris) (Alemania) alberga una variedad excepcional de monumentos romanos, así como una rica herencia arquitectónica de épocas posteriores. Es una de las ciudades más antiguas de Alemania, fundada en el año 16 a. C. como Augusta Treverorum, al parecer por el mismo emperador Augusto. Su historia está determinada por su estratégica situación, muy próxima a la frontera de Francia, Luxemburgo y Bélgica.
La ciudad conserva muchas ruinas notables, desde la antigua Roma hasta el testimonio de la Edad Media y el Barroco, de ahí que fuera declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco desde 1986. Ejemplos arquitectónicos son la impresionante Porta Nigra, una estructura de cuatro pisos que fue una vez parte de las murallas de la ciudad, la bella Haupmarkt, una de las plazas de mercado más bellas de Alemania, o importantes monumentos arquitectónicos medievales, como la catedral de San Pedro (Dom St. Peter), la más antigua de Alemania, o la iglesia Liebfrauenkirche, erigida entre 1227 y 1243 en estilo gótico temprano y unida a la catedral a través de un claustro. Es también el lugar de nacimiento de Karl Marx.
Aula Palatina y Kurfürsliches Palais (Trier)
»» Un poco de historia de Trier:
Fue sometida por César en el año 50 a. C.; en el año 15 d. C. se convirtió en colonia, bajo augusto, con el nombre de Augusta Treverorum. En los siglos III y IV fue sede imperial (de seis emperadores, entre ellos Maximiano, Constancio Cloro y Constantino el Grande) y capital de la provincia de Gallia Belgica. De su grandiosidad dan testimonio los monumentos que se han conservado. El cristianismo fue introducido en la ciudad en el año 70 por comerciantes sirios, y en el 314 se fundó el primer obispado al norte de los Alpes. En el siglo V la ciudad fue conquistada y destruida por las tribus germánicas y pasó a dominio de los francos, hasta que el 870 pasó a formar parte del Imperio Carolingio. Fue con Carlomagno cuando recibió el rango de sede episcopal y en el año 958 Trier era ya una ciudad comercial de prestigio, como lo atestigua la cruz de la Hauptmarkt; comenzaba para Tréveris un período de esplendor comercial.
Roter Turm (Trier)
En la Edad Media se convirtió en un arzobispado independiente, cuyos poderosos arzobispos ostentaron el título de príncipes electores. En 1473 se funda la Universidad. En 1580 fracasa de convertirse en ciudad libre ante la Cámara Imperial. En 1794, tropas revolucionarias franceses conquistan la ciudad, pasando en 1797 Trier, lo mismo que Colonia y Maguncia, a pertenecer a Francia. A comienzos del siglo XIX fue secularizada, fue capital del Sarre y más adelante anexionada a Prusia en 1815, tras la derrota de Napoleón en Waterloo. Recibió 22 bombardeos durante la primera Guerra Mundial y de 1919 a 1930 sufrió la ocupación francesa. Durante la Segunda Guerra Mundial sufrió graves daños (fue liberada por las tropas del general Patton el 2 de marzo de 1945), aunque ya integrada en el Land de Renania-Palatinado (Rheinland-Pfalz) fue reconstruida siguiendo el modelo original. En la actualidad es un centro industrial, comercial, vinícola y universitario, teniendo, además de universidad, el Instituto superio filosófico-teológico. También es sede episcopal.
Porta Nigra (Trier)
»» Edificios y espacios de interés:
» Porta Nigra: La puerta de la ciudad, bautizada Porta Nigra ('Puerta Negra') en la Edad Media y construida a finales del siglo III, debe su nombre a la pátina oscura que cubre sus bloques de arenisca. Lo que es la estructura defensiva más antigua de Alemania sigue impresionando por lo colosal de su tamaño (30 m de altura, 36 m de longitud y 21,5 m de anchura). Los dos vanos dan paso a un pequeño patio interior, y hay dos niveles de galerías defensivas abiertas al exterior con grandes ventanales. Dos torres flanquean la puerta: la del oeste, de cuatro alturas, y la inacabada torre del este, con tres. La estructura está compuesta por enormes bloques de arenisca cuadrados ensamblados con barras de hierro, sin argamasa.  Es la puerta de ciudad más grande y mejor conservada al norte de los Alpes, y constituye hoy el símbolo de la ciudad. En el siglo XI, la puerta fortificada fue transformada en una iglesia de dos plantas consagrada a San Simeón (Simeonkirche), función que conservó hasta principios del siglo XIX. Sólo quedan de la misma el ábside y vestigios de esculturas rococó tras la destrucción ordenada por Napoleón. El ábside, obra maestra del arte románico primitivo, es un cuerpo poligonal reforzado por pilares angulares.
Stadtmuseum Simeonstift (Trier)
» Stadtmuseum Simeonstift Trier (Simeonstraße, 55) [Web oficial]: Instalado en el convento San Simeón (Simeonstift) del siglo XI, junto a la Porta Nigra y alrededor del romántico Brunnenhof, se encuentra el Museo Municipal. Fue fundado en 1904 gracias a significativos legados de ciudadanos de Tréveris de los siglos XIX y XX. Después de importantes trabajos de reforma que concluyeron para la exposición de Constantino en el año 2007, el museo dispone ahora de las más modernas salas de exposición en el centro histórico del edificio así como en el nuevo edificio. El punto central de la colección es la época que va desde la Edad Moderna temprana hasta el siglo XX. Valiosas pinturas y esculturas, porcelana fina y antigüedades del Asia oriental, así como también objetos cotidianos, maquetas o muebles, permiten conocer la historia de la ciudad, la economía y el comercio, la política y la fe, al arte y a la técnica. El claustro, ubicado al lado, ha sido habilitado como museo lapidario.
Dreikönigenhaus (Trier)
» Dreikönigenhaus: Residencia de estilo gótico (construida hacia 1220), la casa de los Tres Reyes, con sus ventanas de arcadas, recuerda a las torres patricias de tipo italiano que aún se conservan en Ratisbona (Regensburg). El nombre proviene de una pintura de la 'Epifanía', que una vez estuvo colgada en las estancias de la casa. En su momento fue residencia familiar de los regidores de la ciudad. La fila de ventanas de piso inferior es románica y la del superior, gótica. Está rematada por un ventanal tripartito. La pintura con motivos árabes (descubierta en 1938) responde al estilo traído por el emperador Federico II Hohenstaufen de su Sicilia natal, refugio de una extensa colonia de árabes huidos de España. 
En el primer piso aún se conserva el acceso medieval a la vivienda. Desde esa altura, los inquilinos bajaban a la calle por una escalera de madera que recogían en caso de peligro para que los atacantes no pudieran entrar en la vivienda. Fue restaurada en 1938 y 1973. En Trier probablemente hubo de siete a diez torres residenciales fortificadas; además de la Dreikönigenhaus, sólo se conservan la Turm Jerusalem y la Frankenturm.
Judengasse (Trier)
» Barrio medieval judío (Judengasse): Poco antes de llegar al Hauptmarkt, el Judengasse, a la derecha, conduce al barrio judío medieval. Los pesos antiguos fabricados aquí con pequeñas inscripciones en hebreo son testimonio de que ya hubo judíos en la Tréveris romana, en los siglos I y II. Desde el siglo XI existen documentos que dan testimonio de la presencia de una comunidad judía en Tréveris y está documentada la existencia de un rabino en 1066. La puerta que da al Haupmarkt, la Judenpforte, lleva grabado el año de 1219 en su gran viga de madera de roble. En el año 1235 cuatro familias judías se hicieron construir sus casas en la parte izquierda, con un túnel común para huir en caso de peligro. Aún existe una entrada tapiada a ese túnel en el sótano de la tercera casa de estilo gótico y fechada en 1311. En 1349 los judíos fueron expulsados de Tréveris, emigrando muchos de ellos hacia el este. Cuando después del 1600 fueron vueltos a llamar a la ciudad, ya no tenían un barrio propio, de forma que se repartieron por la ciudad. Debido a su expulsión y su exterminación durante el Tercer Imperio, la comunidad judía de Tréveris es hoy muy pequeña (la nueva sinagoga se encuentra en la calle Kaiserstraße).
Haupmark (Trier)
»» Hauptmarkt: La plaza del Mercado de Trier, una de las más atractivas de Alemania, data del siglo X. Es el punto de encuentro de las principales calles de la ciudad y se encuentra, más o menos, a mitad del recorrido del antiguo decumano romano. En el centro de la plaza se levanta la Marktkreuz (Cruz del Mercado), erigida en 958 al serle concedido a la ciudad el derecho de mercado, fue restaurada en el siglo XVIII representando a la cruz sobre una columna romana de granito con un relieve del 'Cordero de Dios'. Petrusbrunnen, la fuente de San Pedro, es de 1595 y está decorada con esculturas pintadas de san Pedro y las cuatro virtudes. Tréveris no alcanzó nunca la inmediación imperial y en ese año, el entonces arzobispo, como gesto conciliador y en su doble función, mandó la fuente.
Steipe y Rotes Haus, a la derecha, en Haupmark (Trier)
En el lado suroeste, en la esquina con Dietrichstraße, se eleva la Steipe (1482), un edificio con un pronunciado tejado con hastial que fue utilizado por los consejeros municipales como residencia de invitados y salón de banquetes. Debe su nombre a las columnas de las arcadas que en dialecto de Tréveris reciben este nombre (Steipe). En 1944 resultó destruida, siendo reconstruida en el año 1970. Aún conserva la bodega de estilo gótico (Ratskeller). También acoge el Spielzeugmuseum (Dietrichstrasse 50-51 y Hauptmarkt 14) [Web oficial], el Museo del Juguete. Al lado está la Rotes Haus (Casa Roja), barroca, que data de 1683. Fue la casa del maestro panadero y secretario de la catedral, Johann Wilhelm Polch, y fue construida por Wolfgang Struppeler. La inscripción más importante hace referencia a la leyenda de que Tréveris es en 1300 años más antigua que Roma. Otra inscripción hace referencia a san Antonio, el patrón de la casa.
Steipe y Löwenapotheke en Hauptmarkt (Trier)
La Löwenapotheke (número 6) ocupa un edificio del siglo del siglo XVII en el flanco sureste de la plaza y es la farmacia más antigua de Alemania (aparece mencionada ya en el siglo XIII). Destaca también el impresionante conjunto de casas de diversos siglos. Trier posee pocas casas de paredes entramadas. La tradición romana de construcción de piedra persistió aquí ya solo por el hecho de disponer de grandes cantidades de material de piedra de la antigüedad.
Frankenturm (Dietrichstrasse) es una casa-torre maciza que se erigió en el siglo XI como construcción típica de la época romana, es decir, alternando capas de mampostería y ladrillo. Está perforada por pequeñas ventanas. En 1308 fue derribada hasta la mitad y completada con un techo en atril; la torre se restableció nuevamente en 1938 y en 2007 fue ampliamente renovada. No es contemporánea de los francos, pero su nombre está sin duda ligado a un episodio histórico importante: la caída de la ciudad en manos de los francos, a finales del siglo V.
Torre de St. Gangolfkirche (Trier)
St. Gangolfkirche (Markplatz, 9), oculta detrás de las casas del mercado principal, es una iglesia dedicada a un soldado romano elevado a los altares y cuya escultura se encuentra a la entrada. Sirvió como iglesia de la ciudad y de los gremios y, después de 1473, como iglesia de la Universidad. El actual edificio, con dos naves de estilo gótico tardío, erigido en el siglo XIV, reemplaza al construido en el siglo X, tras la destrucción anterior por ataques vikingos. A una torre se le agregaron en 1507 dos pisos superiores más para sobrepasar (hasta 1515) la altura de la torre de la catedral, gracias a la donación de Adelaide von Besselich, viuda de un alcalde de la ciudad, como atestigua su escudo de armas azul en la torre. En la nave lateral izquierda hay una pila bautismal de bronce del siglo XIII y sobre el altar una tabla de 1467.
Bischöfliches Dom-und Diozesanmuseum (Trier)
» Bischöfliches Dom-und Diozesanmuseum (Windstrasse, 6-8) [Web oficial]: Junto a la catedral, en una antigua prisión real prusiana del siglo XIX, se aloja el Museo Diocesano que expone obras de arte cristiano y costumbres religiosas, así como objetos de la historia eclesiástica propiedad de la sede episcopal, de la catedral y de las parroquias del obispado de Tréveris. Son numerosas las esculturas, los hábitos litúrgicos y los objetos de altar. La colección de monedas y medallas comprende mayoritariamente objetos de la archidiócesis de Trier. Las piezas más interesantes de este museo son los frescos del siglo IV, encontrados bajo la catedral, y que ornaban el palacio de imperial de Constantino. La primera planta está dedicada al arte sacro. Destacan en particular las esculturas originales de la fachada oeste de la iglesia de Nuestra Señora (Liebfrauenkirche) y la cripta reconstruida de la iglesia benectina de St. Maximin, que posee excelentes frescos carolingios del siglo IX.
Dom St. Peter (Trier)
» Dom St. Peter [Web oficial]: La catedral actual tiene el aspecto de una fortaleza e incorpora los restos de una iglesia anterior del siglo IV. Se trata de la iglesia más antigua de Alemania, y fue construida por etapas: a principios del siglo XI, finales del XII, mediados del XIII, en 1717 en estilo barroco y el siglo XIX para devolverle su estilo románico original. También lo fue después de los destrozos de la Segunda Guerra Mundial. Su fachada, robusta y severa, con sus torres redondas y achaparradas, es un bello ejemplo de arquitectura románica primitiva. La parte más espectacular es la fachada occidental, bastante compleja. En el centro (del siglo XII) el ábside está flanqueado por dos torres en las que se abren las portadas y en lo alto dos niveles de galerías de 1515 con ventanas sencillas y geminadas, y dos torrecillas escalonadas, con tres niveles de fajas.
Dom St. Peter (Trier)
El interior del edificio, majestuoso, es esencialmente barroco. Tiene planta de doble cabecera. Bajo los dos ábsides se hallan las criptas. En la nave central se conserva un púlpito de 1572, obra de H. R. Hoffmann, asimismo autor de la mayoría de las 26 sepulturas de arzobispos que se encuentran en los pilares o en las naves. En la nave lateral derecha se abre la Marienkapelle, de 1725, revestida de estucos; además del magnífico tímpano. Se puede ver también una portada románica de 1180 y numerosas sepulturas entre las que destaca la tumba del cardenal Ivo, fallecido en 1144. En el coro oeste se halla la sepultura del arzobispo Walduin de Luxemburgo, de 1536. En la nave lateral izquierda se abre la Heiltumskammer, sala barroca de 1708 que guarda la Heiliger Rock, que según la tradición es la túnica de Cristo, que los soldados romanos recogieron al pie de la cruz y llegó a Trier en 1107. Al fondo de la nave derecha está la entrada al Domschatz donde se muestra el relicario del obispo Egbert y el Andreasaltar, obra de orfebres locales en el siglo X, esmaltes de los siglos X al XIII y manuscritos miniados como el evangelario del arzobispo Kuno von Falkestein (1380). Desde el claustro gótico se goza de una bella vista de la catedral.
Liebfrauenkirche (Trier)
» Liebfrauenkirche (An der Meerkatz, 4): La iglesia de Nuestra Señora, erigida en 1235-1260, está inspirada en modelos de la Champaña francesa. Junto con la catedral de Magdeburgo, esta iglesia es uno de los primeros ejemplos de arquitectura gótica alemana. La planta es de cruz griega y la torre sobre la cúpula acentúa la intersección de las naves. Ocho capillas de tres lienzos de pared se intercalan, dos a dos, entre los cuatro ábsides que rematan la cruz formando una rosa de doce pétalos, la 'Rosa Mística'. La portada principal es magnífica. Además del tímpano del portal oeste ('Virgen entronizada', 'Anunciación' y 'Adoración de los Magos'), cabe destacar el monumento funerario del canónigo Karl von Metternich. El altar mayor es obra de Rudolf Schwarz.
Palais Kesselstatt (Trier)
Girando por detrás de la catedral se entra en el claustro, otra obra maestra del gótico primitivo. de mediados del siglo XIII, con arquería de medio punto sustentada sobre pilares compuestos. Conserva sepulturas, en gran número renacentistas, que ocupan las paredes y galerías. En la galería oeste se halla la portada gótica primitiva del coro de la Liebfraunkirche. En el lado norte, a la entrada de la catedral, hay una copia de una estatua de la 'Virgen', obra de la escuela de Nikolaus Gerhaert, de mediados del siglo XV.
» En An der Meerkatz 9 está el Palais Kesselstatt. Es un típico palacio urbano de una familia noble de la época del electorado. Se encuentra frente al Palacio episcopal y junto a la iglesia de Nuestra Señora. El barón Karl Melchior von Kesselstatt encargó su construcción al arquitecto de Mainz Johann Valentin Thomann entre los años 1740 y 1745. A pesar de la falta de espacio, el diseño de la fachada principal está muy logrado. Junto al palacio, en el antiguo Bernhardshof, se encuentra hoy una rústica bodega con una excelente reproducción del famoso barco 'Neumagener Weinschiff'.
Georgbrunnen (Trier)
»» Kornmark: La reformada plaza Kornmarkt (mercado del grano), situada en la calle Fleischstrasse junto al mercado principal, es uno de los lugares más bonitos de la ciudad. Este zona peatonal, rodeada de modernos comercios, instituciones culturales y establecimientos gastronómicos con terrazas, es muy apreciada por los habitantes de Tréveris y los visitantes. Vistas impresionantes a la fuente barroca de san Jorge (Georgebrunnen) del siglo XVIII y a la sede de los césares romanos del siglo IV, la basílica de Constantino.
La fuente barroca Georgbrunnen está considerada una de los más bellas en Alemania. se erigió en 1750-1751 en honor del príncipe elector Franz Georg von Schörnborn, siguiendo planos del arquitecto de la corte Johannes Seiz, el constructor del Palacio Electoral. Tiene un san Jorge matando un dragón en la parte superior del obelisco. Las cuatro figuras situadas en las esquinas representan las cuatro estaciones. La fecha de su construcción se halla oculta dentro de cuatro cronogramas. Estaba rodeada por una verja de hierro, que fue retirada a principios del siglo XX.
Priesterseminar (Trier)
» Priesterseminar (Jesuitenstrasse, 13) [Web oficial]: La primitiva iglesia gótica franciscana del Espíritu Santo (siglo XIII) se convirtió en iglesia jesuita en 1561. Se encuentra en un gran patio situado junto al antiguo colegio de Jesuitas, hoy día edificio del seminario episcopal. Entre los años 1228 y 1570 este edificio se utilizó como iglesia del monasterio franciscano. En los años siguientes y hasta 1750 fue la iglesia colegial de los Jesuitas. Fue iglesia protestante en 1815 y de nuevo iglesia católica en 1857. Desde entonces es iglesia del seminario. Las partes más antiguas del edificio son el coro y el ábside, una estructura de una sola nave que fue construida abombada desde el principio. El poeta y sacerdote jesuita Freidrich Spee (1591-1635) está enterrado en una cripta bajo la nave lateral derecha. Al lado se encuentra el antiguo colegio de los jesuitas, posterior escuela de latín, con una sala de lectura renacentista de 1615. Hoy es seminario de teología, biblioteca y el archivo diocesano.
Konstantin-Basílika (Trier)
» Konstantin-Basílika (Konstantinplatz) [Web oficial]: Originalmente era la antigua Aula Palatina, la sala de trono del emperador. Es la estancia más grande que se conserva de la antigüedad en Trier (tiene 27,2 m de anchura, 33 m de altura y 67 m de longitud). Fue construida bajo el reinado de Constantino en 310; servía de pabellón del trono del emperador romano o su representante. Los romanos querían expresar a través de la arquitectura la grandeza y el poder del emperador, El imponente edificio alargado rectangular de ladrillo, con un vasto ábside semicircular (junto con el muro norte, las únicas partes originales), fue varias veces remodelado (siglo XII, siglo XVII, época napoleónica y prusiana, reconstrucción bajo el reinado de Federico Guillermo IV) antes de recobrar su aspecto original en el siglo XIX. Reconstruido en 1954 tras los daños ocasionados por los bombardeos de 1944, es hoy la iglesia de San Salvador, la más antigua iglesia protestante en el católico Tréveris.
Aula Palatina y Kurfürsliches Palais (Trier)
» Kurfürstliches Palais (Weimarer Allee): Junto a la Basilika, sobre el lugar que ocupaba el antiguo palacio real de época franca, se encuentra el palacio del arzobispo príncipe elector, del que sólo quedan las alas norte y este. De estilo renacentista, su construcción se inició en 1615. La especialmente bella ala sur, que hoy se puede contemplar desde el jardín del palacio, la encargó construir el arzobispo Johann Philipp von Walderdorff a Johannes Seiz en torno al año 1756. Las esculturas fueron realizadas por el escultor Ferdinand Tietz. Interesante es la maravillosa escalera rococó en el ala sur, igualmente creada por los artistas Seiz y Tietz. En el tímpano aparecen Pomona, Venus, Apolo y un grupo de ángeles. Es una de las más bellas realizaciones de su género en Alemania. Es también digno de mención el parque a la francesa (Palastgarden), adornado con estanques, parterres de flores y estatuas barrocas. Los jardines fueron creados en el siglo XVIII según un orden geométrico que sigue el trazado de las murallas medievales. Hoy día es la sede de la ADD, el servicio administrativo del estado federal.
»» Otras entradas de Trier en el blog: Alrededores del Altstadt
»» Trier Tourismus und Marketing GmbH: An der Porta Nigra
»» Bibliografía: » Alemania (El País Aguilar) » Alemania (Guía total) (Anaya Touring Club) » Paseos por Trier (Verlag Michael Weyand) » Web de Turismo de Trier » Folletos turísticos de Trier
»» Enlaces» Trier (Web oficial) » Trier Tourismus » Trier (Vía Michelín) » Welterbe Trier » Trier (Germany Travel)
Liebfrauenkirche y Dom St. Peter (Trier)

No hay comentarios: